Logo Oftalvist Blog Clínicas Oftalvist
amaurosis-fugaz

Amaurosis fugaz o ceguera transitoria ¿Cómo se trata?

Amaurosis fugaz o ceguera transitoria ¿Cómo se trata?
5 (100%) 2 votos

La amaurosis fugaz es la pérdida temporal de la visión en un ojo ante un bloqueo momentáneo de la circulación sanguínea en la retina y puede durar entre unos segundos o incluso minutos.

Esta condición suele ser síntoma de otro tipo de afecciones. A continuación explicamos las causas habituales y cómo tratarlo

La amaurosis fugaz no es una enfermedad en sí misma sino que puede ocurrir como consecuencia de otros trastornos.

Generalmente suele suceder cuando existe un bloqueo arterial. Esto ocurre cuando un coágulo, sangre coagulada, o trozo de placa, sustancias acumuladas en las paredes de las arterias como el colesterol, tienen su origen en una arteria más grande.

Por tanto, las causas más frecuentes son por:

  • Una arteria de la retina obstruída o oclusión de la arteria central de la retina.
  • Una neuropatía óptica isquémica o artería obstruída en el nervio óptico.
  • Una oclusión u obstrucción en la vena principal en la retina.

Factores de riesgo principales de la amaurosis

  • Enfermedad cardíaca o antecedentes familiares.
  • Diabetes.
  • Migrañas.
  • Hipertensión o presión arterial alta.
  • Colesterol alto.
  • Hábitos poco saludables como fumar, beber alcohol o consumir drogas.

¿Cuáles son los síntomas?

El principal síntoma se describe como la pérdida inesperada de la visión en uno de los ojos. Puede tener una duración de unos segundos o incluso unos minutos y luego la visión vuelve a la normalidad.

Los pacientes que lo han sufrido cuentan que notan una sombra gris o negra que baja por los ojos.

Diagnóstico ¿En qué consiste el examen visual?

Ante una pérdida súbita de la visión o amaurosis fugaz es necesario acudir lo antes posible a un especialista para un examen oftalmológico exhaustivo que se completará con otras pruebas de carácter general como:

  • Ultrasonido o angiografía por resonancia magnética de la arteria carótida.
  • Análisis de sangre para conocer los niveles de azúcar (glucosa) y colesterol.
  • Evaluación del sistema nervioso y cardiovascular con electrocardiograma (EGG) para asegurarse de un ritmo cardíaco regular.

En algunos casos se puede observar un punto brillante donde el coágulo está bloqueando la arteria retinal.

Tratamiento de la amaurosis fugaz

El tratamiento dependerá de la gravedad de la obstrucción. Por ejemplo, se puede recomendar cirugía en el caso de un bloqueo de la arteria carótida. Otros tratamientos que pueden llevarse a cabo son:

  • Uso de stents ante la obstrucción de alguna arteria coronaria.
  • Angioplastia con balón.

Ambas técnicas suelen ser muy efectivas. No obstante, si el paciente no es apto para una cirugía puede ser necesario un tratamiento con ácido acetilsalicílico u otro tipo de anticoagulante en el caso de padecer algún accidente de tipo isquémico transitorio u otros factores de riesgo cerebrovasculares.

¿Te interesa lo que estás leyendo?

Suscríbete y conoce todos nuestros consejos para cuidar tus ojos

¿Por qué es importante la prevención ante una amaurosis fugaz?

La amaurosis fugaz tiene su origen en una obstrucción que impide la correcta circulación sanguínea de la retina. Por tanto, la prevención irá orientada a evitar cualquier tipo de accidente cerebrovascular:

  • Si en su familia existen antecedentes de hipertensión arterial será muy importante una revisión cada 1 a 2 años de la presión arterial.
  • Análisis y controles rutinarios del colesterol. Si usted está en alto riesgo, su colesterol LDL (“malo”) debe estar por debajo de 100 mg/dL.
  • Seguir una dieta baja en grasas saturadas y evitar el consumo de productos ultraprocesados.
  • Evitar el tabaco y el alcohol por su estrecha relación con enfermedades del sistema cardiovascular.
  • Controles médicos periódicos.
  • Coger una rutina de ejercicio regular como mínimo de media hora al día.

En algunas mujeres menores a 65 años se recomienda una terapia con ácido acetilsalicílico (aspirin). En cambio, en mujeres mayores de esa edad solo se debe considerar si el beneficio es mayor que el riesgo, así como que su presión arterial esté controlada.

No dude en consultar con su oftalmólogo si cree que podría tener síntomas de una posible amaurosis temporal. 

 

 

Somos especialistas en retina y macula
Protocolo COVID19
Ofrecemos un entorno seguro en nuestros centros
Recibe lo último en salud ocular

Ebook sobre la Retina
Unidad de Retina y Mácula
Clínicas Oftalvist
visita la web
Especialistas en Retina y Mácula
Promo Oftalvist
Tratamientos personalizados
¡te informamos!