Pide cita
Unidad Retina Oftalvist Granada

El envejecimiento de la población, principal motivo de pérdida de visión en nuestro país

  • La DMAE es una enfermedad que afecta a un 13% de personas mayores de 65 años y que si no se trata a tiempo puede provocar la ceguera permanente

Debido al incremento de la esperanza de vida, la mayoría de los países desarrollados del mundo están sufriendo en los últimos años un envejecimiento demográfico que da lugar a nuevas necesidades sanitarias debido al aumento de enfermedades y dolencias que afecta especialmente a las personas mayores. Es el caso de la DMAE o Degeneración macular asociada a la edad, una enfermedad degenerativa de la retina que afecta cada vez a más personas en España y que es la primera causa de ceguera entre personas mayores de 65 años en los países industrializados. Y es que, si no se detecta a tiempo las consecuencias pueden ser irreversibles.

Un ejemplo de como afecta esta enfermedad lo encontramos en Maria José, una granadina que, casi sin aviso previo, comenzó a perder visión en su ojo izquierdo. «Me sucedió hace tres años. Comenzó con unas pequeñas molestias a las que no les hice demasiado caso pero al poco tiempo me di cuenta de que no veía prácticamente nada» recuerda angustiada Maria José, que ante esta situación acudió a Oftalvist, donde le detectaron la enfermedad de degeneración macular. «Aunque comenzaron a tratarme prácticamente nada más llegar, lo cogimos demasiado tarde. Es fundamental acudir a revisiones y no dudarlo cuando notes algo porque yo no noté nada y casi de la noche a la mañana no veía nada» asegura. 

Gracias a su visita a Oftalvist y las revisiones que le realizaron, se dieron cuenta de que también lo sufriría en su otro ojo, el derecho, y esta vez si que llegaron a tiempo para poder combatirlo. «Con el ojo izquierdo no veo demasiado pero con el derecho, aunque haya perdido un poco de visión, veo estupendamente y me permite hacer mi vida como antes de que todo esto pasara» comenta con felicidad María José, que gracias al tratamiento que le realizaron puede llevar un día a día completamente normal. 

LA PREVENCIÓN, CLAVE PARA LUCHAR CONTRA LA DMAE

Como en el caso de María José, para luchar contra enfermedades degenerativas como la DMAE es fundamental detectarlas a tiempo para actuar antes de que sea demasiado tarde, algo que nos confirman los médicos de Oftalvist Eva Delgado, Carlos Gálvez y Manuel Toribio. «En los países desarrollados la DMAE es la principal causa de pérdida de visión y de ceguera legal» dice Carlos Gálvez, que nos da datos acerca de la población que se ve afectada por esta enfermedad en España: «un 13% de las personas mayores de 65 años padece esta enfermedad y si nos vamos hasta los 75 las cifras pueden llegar hasta el 30%», lo cual, teniendo en cuenta que en nuestro país contamos con más de 6 millones de personas mayores de 65 años, es un dato alarmante.

Entre los principales síntomas de esta enfermedad encontramos la pérdida de visión central, que impide realizar tareas como conducir o leer, y la visión distorsionada. «La prevención que podemos hacer es evitar la exposición prolongada al sol, evitar el tabaco y llevar una alimentación sana y equilibrada» comenta Manuel Toribio, que recuerda que las revisiones oftalmológicas son «imprescindibles». «En las revisiones comprobamos todo lo necesario para detectar esta enfermedad por lo que acudir al oftalmólogo es tener la certeza de que si hay algunos signos, los van a detectar» asegura Toribio. 

Por su parte, la doctora Eva Delgado nos habla de la calidad y preparación del equipo médico de Oftalvist: «estamos habituados a tratar este tipo de síntomas y tenemos la tecnología que nos permite detectar los estadios iniciales que pasan desapercibidos en un examen de ojo rutinario, lo que hace posible una detección precoz». Y es que la detección temprana es vital para conseguir que la visión no quede afectada de manera irreversible ya que «si no se coge esta enfermedad a tiempo es muy difícil lograr mejorías, mientras que si se detecta en fases iniciales el daño es reparable en la mayoría de los casos» asegura Delgado

Para conseguirlo, es importante examinar los ojos por separado para que no nos suceda como a Maria José, que no se dio cuenta de que había perdido gran parte de la visión de un ojo hasta que fue demasiado tarde. Además de acudir al oftalmólogo para las revisiones, también resulta importante como trabajo preventivo modificar ciertos factores de riesgo como la obesidad, la hipertensión, la mala alimentación o la exposición solar. Con respecto al tratamiento realizado una vez detectada la enfermedad, los médicos de Oftalvist afirman que cada paciente recibe un trato personalizado y adaptado a sus necesidades. Además, todos los procedimientos de este tipo se realizan en quirófano para contar con la mayor seguridad ante cualquier imprevisto. 

«El trato que me han dado en Oftalvist ha sido maravilloso. Estoy muy agradecida a todos los médicos que me han atendido porque gracias a ellos he vuelto a ver bastante bien» asegura sentada en una de las consultas María José, que ha acudido a una de sus revisiones periódicas. «Es verdad que al principio te puede dar un poco de miedo que te traten una zona tan delicada y sensible como el ojo pero la verdad es que son tan amables y buenos que hacen que todo sea más llevadero» dice María José sin poder evitar emocionarse al recordar todo lo vivido durante los tres años que lleva de tratamiento. 

Tratamiento para la DMAE

Los doctores señalan que existe una forma atrófica o seca que, mayoritariamente, tiene difícil ratamiento en la actualidad y «se caracteriza por un deterioro progresivo de la visión». Por su parte, en su otra forma neovascular o húmeda «se produce una pérdida brusca de visión central, para la que sí se dispone de tratamientos efectivos siempre que sean administrados de manera precoz y siguiendo las pautas de tratamiento avaladas por la evidencia científica». 

Un futuro esperanzador a medio plazo que contempla posibles tratamientos para la DMAE atrófica que, según apunta el doctor Toribio, «en fases tempranas puede mejorarse o retrasarse con antioxidantes», así como la mejora en los resultados de los tratamientos para la DMAE neovascular. 

En cuanto al tratamiento para la degeneración macular húmeda «administramos medicamentos antiangiogénicos inyectados en el interior del ojo con el que conseguimos modificar el riesgo y la progresión de la enfermedad. El procedimiento permite recuperar la visión en uno de cada tres pacientes».

Fuente: Ideal. 

Versión completa