Noticias

Oftalvist, pionero en introducir el láser de femtosegundo en sustitución a la cirugía tradicional

Con más de 30 clínicas en 10 provincias españolas, el grupo oftalmológico Oftalvist realiza más de 22.000 cirugías al año en los quirófanos de algunos de los centros hospitalarios más importantes del Grupo HLA. Una apuesta por la excelencia, eficacia y seguridad para rodear al paciente de las mejores condiciones en todos sus procedimientos quirúrgicos.

Un ejemplo de su plan de expansión nacional fue la inauguración de un nuevo servicio de oftalmología en el Hospital HLA Inmaculada de Granada, ciudad donde este año tiene lugar el Congreso de la SEO, dotando a su quirófano de tecnología de última generación y en el ya se han realizado más de 1.000 interven- ciones quirúrgicas. Otras de las razones del éxito de Oftalvist hay que buscarlas en las características de su modelo. 

El Director Médico Nacional, el Dr. Pedro Tañá, las resume de este modo: “la filosofía de nuestro grupo se basa, en primer lugar,en la calidad de nuestros profe- sionales, todos ellos de reconocido prestigio. En segundo lugar, en una apuesta decidida porimplementar los avances tecnológicos, tanto diagnósticos como terapéuti- cos, que surjan en nuestra especialidad y que entendamos que van a contribuir a mejorar nuestra capacidad asistencial. Y, por último, en llevar a cabo todas nues- tras cirugías en unmedio hospitalario, lo cual da más seguridad a nuestros pacientes y más tranquilidad a nuestros profesionales. Todo ello, con el único objetivo de poder ofrecer a nuestros pacientes la mejor asistencia posible tanto desde el punto de vista profesional como humano”. En esta línea, Oftalvist ha sido pionero en España en 2012  enlaimplementación de un láser femtosegundo que ha revolucionado la cirugía de cristalino, mejorando los resultados de la presbicia y el astigmatismo.

Entrevista con el Director Médico de Oftalvist, el Dr. Pedro Tañá

“Oftalvist es pionero en introducir el láser de femtosegundo en sustitución a la cirugía tradicional”

¿A qué edad empieza a afectar la presbicia o vista cansada? ¿Cómo se manifiesta?

Los primeros síntomas empiezan una vez llegada la cuarentena. Ves borroso a 30 centímetros de distancia, alejas y acercas un libro para enfocar las letras, necesitas más luz o sufres fatiga visual y dolor de cabeza al finalizar el día. Según distintos estudios, entre el 85% y el 95% de la población la sufre a partir de los 45años, por lo que más de 17 millones de españoles tienen dificultades para leer y para enfocar las imágenes.

¿Qué avances significativos marcan hoy su tratamiento?

Actualmente, la tecnología empleada en quirófano ha avanzado mucho y las lentes intraoculares cada vez son más sofisticadas y producen menos efectos secundarios. Hace unos años producían halos alrededor dela luz artificial ynecesitaban un periodo de adaptación más largo, pero ahora se consigue ver bastante bien en poco tiempo, mejorando la calidad de vida puesto que eliminan la dependencia de las gafas. Además en nuestros centros somos pioneros en introducir una plataforma láser de femtosegundo en sustitución a la cirugía manual tradicional, a fin de reducir el índice de complicaciones y conseguir resultados espectaculares.

¿La solución para evitar las gafas si tenemos presbicia o vista cansada hoy en día es exclusivamente quirúrgica?

Sí. La presbicia no es una enfermedad, es un proceso degenerativo que no se puede prevenir y que dificulta nuestras rutinas diarias radicalmente. Esta afectación es consecuencia del envejecimiento natural del cristalino, la lente transparente que tenemos dentro del ojo y, por tanto, afecta al 100%de la población.

¿Cómo se realiza esa cirugía en los centros Oftalvist?

Primero realizamos un examen previo para determinar cuál será el tratamiento, la lente que se va a implantar y comprobar si se van a cumplir las expectativas del paciente. A continuación, se sustituye el cristalino por una lente artificial multifocal. La intervención se hace con anestesia tópica, con el láser deshacemos el cristalino y posteriormente lo aspiramos. A continuación, utilizamos un dispositivo de última generación (ORA) que nos permite ajustarla nueva lente de forma intraoperatoria para que el resultado refractivo sea lo más perfecto y fino posible y, por último, implantamos la lente artificial que sustituirá al cristalino del ojo.

Para la extracción del cristalino utilizan una avanzada plataforma láser de femtosegundo. ¿Qué ventajas tiene frente a la cirugía tradicional?

Así es. El láser femtosegundo es un tratamiento personalizado de última generación con el que conseguimos reducir la inflamación, al tratarse de una técnica menos invasiva que la facoemulsificación, así como una precisión mucho mayor en el centrado de la capsulotomía y, por tanto, de la lente que vamos a implantar, algo fundamental para las lentes de alta tecnología con las que pretendemos corregir todos los defectos refractivos.

Y cuentan con el novedoso Sistema de Guiado Intraoperatorio ORA®, ¿en qué consiste?

ORA® nos da información en tiempo real durante una cirugía de catarata o de vista cansada sobre la precisión y el cálculo de la potencia esférica de la lente, para obtener mejores resultados a la hora de elegir cuál se va a implantar. Y nos permite ajustar con gran exactitud el eje de implantación de las lentes tóricas que utilizamos para la corrección del astigmatismo.

 ¿Qué lentes intraoculares colocan?

Existen diferentes tipos de lentes intraoculares y decidirse por una u por otra va a depender de las aracterísticas oculares del paciente, así como de sus actividades u oficio. De ahí la importancia de un exhaustivo examen preoperatorio. Sobre el tipo de lentes, lo más novedoso hoy en día es la aparición de las lentes trifocales tóricas que corrigen también el astigmatismo. Esta lente divide la luz empleando parte de la misma para lejos, cerca y distancias intermedias, lo que permite dejar de depender de las gafas.

¿Qué pacientes son candidatos a ella?

A pacientes que pretenden operarse les recomendamos hacerlo apartir de los 50 y 55 años en función de su graduación y dificultades previas. Con los primeros síntomas hay que valorar al paciente en función de su graduación de lejos. Además, les informamos que si no se opera la presbicia seguirá evolucionando. Personalmente procuro no operar a los pacientes emétropes que de lejos ven 100% sin gafas y sí a los pacientes que después de los 52 años con una presbicia establecida tiene graduación tanto de lejos como de cerca. Además, una de las ventajas de operar la presbicia es que ya no hace falta operarse de cataratas en un futuro porque ya se ha sustituido el cristalino por una lente.

 

Fuente La Razón

Galería de imágenes