Logo Oftalvist Logo Blog
OCT tomografía de coherencia óptica.

¿Qué es una OCT o Tomografía de Coherencia Óptica?

¿Qué es una OCT o Tomografía de Coherencia Óptica?
4.3 (86.67%) 6 votos

La Tomografía de Coherencia Óptica o OCT es una técnica diagnóstica de imagen sencilla y no invasiva que sirve para la exploración en detalle de las partes de la retina, concretamente de la mácula,  y el nervio óptico. Gracias a esta técnica el especialista oftalmólogo puede conseguir un mayor control y seguimiento de las enfermedades retinianas.

 

¿Cuándo se realiza una tomografía de coherencia óptica? 

La OCT ha supuesto un gran avance en el estudio del polo posterior del ojo (mácula, retina y vítreo) ya que es de gran utilidad para la detección precoz de patologías maculares como la diabetes ocular o la degeneración macular asociada a la edad (DMAE), así como para un tratamiento adecuado más eficaz.  La OCT proporcionará gran información sobre estas enfermedades cuando se sospecha que el paciente puede padecerlas, conociendo así el estadio en el que se encuentra, así como si ha habido algún cambio entre consulta y consulta.

Pese a que la OCT se utiliza cada vez más para el estudio de los diferentes tipos y tratamiento de glaucoma, su principal cometido es el tratamiento de la retina y la mácula.

En el campo de la retina médica la OCT por tanto es de gran utilidad para los expertos en la detección de las siguientes patologías más frecuentes:

Drusa Macular DMAE Tomografía de coherencia óptica

Por su parte, a nivel de segmento anterior del ojo la OCT ofrece información sobre determinadas enfermedades corneales y ayuda en la preparación de un paciente para cirugía refractiva,para el tratamiento de miopía, así como para operar la hipermetropía y/o astigmatismo. 

¿Cómo funciona una OCT?

Con esta prueba el paciente no es sometido a ningún inyección de contraste ni tampoco es necesaria la dilatación pupilar.  Así, mediante un método de interferometría de coherencia óptica se obtienen imágenes tomográficas del tejido biológico del fondo de ojo con una elevada resolución.

El funcionamiento de la OCT es muy similar al de un ecógrafo, con la diferencia que en el primero se utiliza luz en lugar de ondas acústicas. Esta tecnología por tanto utiliza una luz infraroja que penetra en los tejidos oculares y se divide en varios haces de luz.
Uno de ellos penetra en la retina y otro es captado por un espejo de referencia. A su regreso, ambos haces chocan generando una interferencia que se traducen en una imagen en color representando el grosor de los tejidos estudiados.

De este modo se consigue una prueba de no contacto en la que el paciente debe mirar tan solo a un punto fijo. El detalle de la fotografía es incluso 10 veces mejor a las ecográficas.

¿Cómo se realiza una OCT? 

El paciente debe estar sentado y no se le aplica previamente ningún tipo de anestesia ni medicación sedante. Tampoco es necesario la dilatación de la pupila como en otras pruebas diagnósticas.
La duración de esta prueba es muy breve, de unos pocos minutos.  El optometrista u oftalmólogo que lo realice le dirá al paciente que observe con los ojos bien abiertos un estímulo fijado cuando se vaya a realizar la toma.

Prueba OCT tomografía de coherencia óptica

Ventajas de la OCT 

  • Obtiene imágenes a gran resolución del fondo de ojo del paciente que no se consigue con otras pruebas.
  • La suele realizar un optometrista y es una prueba muy rápida.
  • Es indolora y no produce efectos secundarios.
  • No es invasiva y tampoco requiere ningún tipo de preparación anterior.
  • Detecta pequeños cambios en la retina que el oftalmólogo debe conocer para un diagnóstico lo más adecuado posible. De este modo el especialista puede saber si es necesario cambiar o modificar el tratamiento prescrito anteriormente a fin de evitar daños irreparables en el ojo del paciente.

 

El Dr. Roberto Gallego Pinazo, especialista de la Unidad de Retina y Mácula nos explica a continuación cómo se realiza la exploración mediante tomografía de coherencia óptica (OCT) :

 

 

Contraindicaciones de la OCT

La OCT no tiene ninguna contraindicación, excepto en aquellos casos en los que sea necesario dilatar la pupila con colirios en pacientes que han sido diagnosticados de glaucoma de ángulo cerrado. No obstante, primero se puede realizar la OCT y posteriormente dilatar la pupila para evitar cualquier riesgo.

Como conclusión, la OCT es una prueba que ha mejorado muchísimo en los últimos años y se ha convertido en una de las herramientas diagnósticas más necesarias en la consulta de un oftalmólogo ¡Infórmate en tu próxima visita al oftalmólogo!

 

Promo Oftalvist
Oftalmología integral avanzada
¡Infórmate!
Suscríbete a nuestra newsletter

Nuestros pacientes opinan
Valóranos, queremos seguir mejorando


error: Contenido protegido