Trasplante de córnea

¿Qué es el Trasplante de Córnea o queratoplastia?

Un trasplante de córnea o queratoplastia es un procedimiento quirúrgico que consiste en reemplazar el tejido corneal dañado por un tejido corneal sano de un donante debido a que existe un deterioro visual o alteración corneal irreversible que no puede ser corregido de otra manera. La cirugía de trasplante de córnea es uno de los procedimientos quirúrgicos más comunes realizados en el mundo.

Tipos de cirugías para el trasplante de córnea

Existen varios tipos de procedimientos quirúrgicos en la Unidad de Trasplante de Córnea de Oftalvist que detallamos a continuación:

Queratoplastia penetrante

Consiste en cambiar el espesor completo de la córnea por la córnea de un donante. Es el tipo de trasplante de córnea más habitual. 

Queratoplastia lamelar

 Se trata de reemplazar la parte del tejido corneal dañado y no la córnea completa. Este tipo de procedimiento es menos invasivo que el anterior y suele presentar menos complicaciones, así como un mejor y más rápido post-operatorio:

Anterior Profunda (DALK)

Realizamos esta técnica cuando tenemos enfermedades en las que la afectación corneal se refiere a la cara anterior de la córnea del ojo. Consiste en disecar todas las capas anteriores de la córnea, dejando tan sólo la membrana de Descemet y el endotelio, para colocar un injerto corneal donante al que se le ha retirado la membrana de Descemet y el endotelio. Es la más habitual en pacientes con patología de queratocono pero también cuando existen quemaduras, causticaciones, enfermedades congénitas o alteraciones postinfecciosas.

Posterior o de endotelio (DSAEK,DMEK)

 Se lleva a cabo cuando la alteración congénita tan sólo afecta a la cara posterior, por lo que únicamente recambiamos sólo esa capa posterior. Esta técnica es habitual en enfermedades oculares como las distrofias endoteliales donde podíamos destacar la Distrofia Endotelial de Fuchs, la Queratopatía Bullosa y otras alteraciones endoteliales.

Beneficios de un trasplante de córnea

Con el fin de recuperar la transparencia de la córnea gracias al óptimo resultado de este tipo de intervención conseguimos mejorar la calidad de vida visual del paciente. En los casos de riesgo de perforación el fin es evitar la pérdida del globo ocular y disminuir las complicaciones que puede causar una situación de este tipo.

¿Cuándo se realiza una queratoplastia?

El oftalmólogo especialista en córnea es quien a través de un exhaustivo examen oftalmológico determina qué candidato es apto o no para esta operación. A rasgos generales, un paciente es óptimo para un trasplante de córnea cuando existen las siguientes características: 

  • Cuando el paciente sufre de queratocono en estadios muy avanzados (problema de visión causado por un adelgazamiento de la córnea), así como las ectasias secundarias.
  • Cuando el paciente sufre opacidad corneal o deformación corneal. 

Provocadas por:

  • Una enfermedad congénita de la córnea.
  • Distrofias endoteliales.
  • Tras una cirugía.
  • Cuando el paciente sufre una enfermedad infecciosa o post-traumática.

Postoperatorio y recuperación de un trasplante de córnea

El trasplante de córnea es un tipo de operación que necesita de un seguimiento personalizado durante los meses posteriores a la cirugía. 

La recuperación no es dolorosa, aunque como tras cualquier intervención el paciente puede notar alguna molestia. También tendrá que seguir de forma rigurosa una serie de indicaciones postoperatorias como la aplicación de gotas o ingesta de medicamentos vía oral para una recuperación progresiva. 

El resultado final suele ser satisfactorio, aunque también puede suceder que el paciente rechace el implante y sea necesario un nuevo trasplante de córnea. 

Riesgos de un trasplante de córnea

El trasplante de córnea es un procedimiento bastante seguro, no obstante, como toda cirugía conlleva algunas complicaciones: 

  • Infección ocular.
  • Aumento de la presión dentro del ojo o glaucoma. 
  • Rechazo de la córnea donante. 
  • Astigmatismo post- quirúrgico. 
  • Edema o defecto epitelial de la córnea donada. 

 Unidad de Trasplante de Córnea en Oftalvist

El Dr. Pérez Santonja nos informa en este vídeo sobre el Trasplante de Córnea

Tras sufrir un trasplante de córnea por un herpes, ¿Puede afectarse la nueva córnea por el herpes de nuevo?

Efectivamente, siempre puede afectarse la córnea donada por un nuevo episodio de herpes.

¿Se puede producir un rechazo tras el trasplante de córnea?

Sí, el organismo podría reconocer el nuevo tejido trasplantado como extraño, y poner en funcionamiento mecanismos de agresión en contra apareciendo el temido rechazo al trasplante. Sin embargo, esta situación ha podido ser controlada con diferentes medicamentos disponibles en la actualidad.

¿Existen problemas para la obtención de una córnea?

El tiempo de espera depende de la donación a un banco de ojos pero suele ser corto, tras efectivamente las pruebas de laboratorio necesarias para la verificar la viabilidad del tejido.