Cataratas

Cataratas

¿Qué son?

SOLICITA INFORMACIÓN

¿Qué son las cataratas?

La catarata es la opacificación progresiva del cristalino, por lo que conforme va evolucionando, se va produciendo una reducción paulatina de la visión. Las cataratas están normalmente asociadas a la edad, aunque pueden ser congénitas, producirse por traumatismos o ver acelerada su formación en determinadas enfermedades, así como tras la ingesta de algunos medicamentos.

Habitualmente la pérdida de la transparencia de las cataratas ocurre de manera progresiva y lenta, por lo cual, puede no apreciarse durante bastante tiempo y uno se puede acostumbrar a una agudeza visual que en realidad no es suficientemente buena. Su solución es quirúrgica.

¿Qué son las cataratas?

En España se llevan a cabo 500.000 operaciones de cataratas al año, por lo que es una de las cirugías más demandadas en el campo de la oftalmología. El Grupo Oftalvist realiza cada año casi 20.000 cirugías de cataratas en sus más de 35 clínicas.

¿Cómo sé si tengo cataratas?

Las cataratas producen una pérdida progresiva de visión tanto de lejos como de cerca, con la sensación de tener la visión empañada y de halos en torno a las luces con molestia creciente al exponerse a condiciones de luminosidad elevada.

Tipos de cataratas

Catarata subcapsular

La catarata subcapsular se produce en la parte trasera del cristalino. Los pacientes con mayor riesgo de padecer este tipo de cataratas son aquellos que tienen diabetes o toman altas dosis de esteroides.

Catarata nuclear

La catarata nuclear se da en la zona central del cristalino. Esta catarata se asocia principalmente a la edad.



Catarata cortical

Este tipo de cataratas se produce en la corteza del cristalino. Este tipo de cataratas ocurre cuando aparecen alrededor del cristalino pequeñas opacidades blancas que comienzan a avanzar hacia el centro del mismo de forma radial.

Catarata metabólica

La catarata metabólica se da como consecuencia secundaria de enfermedades metabólicas que produce sustancias singulares en el cristalino que aceleran su opacificación.



Catarata congénita

Se llama así cuando el niño nace con cataratas y pueden ser unilaterales o bilaterales. Su causa es principalmente hereditaria y no se puede prevenir. Será importante realizar un diagnóstico para la detección precoz de cualquier tipo de afección oftalmológica desde el nacimiento.

Catarata traumática

Este tipo va asociado a algún tipo de lesión ocular, golpe o contusión que pueden dañar además otras estructuras del ojo de mayor o menor gravedad.




Catarata tóxica

Puede surgir por un abuso excesivo de ingesta de fármacos o algunos tipos de tóxicos como el comezuelo de centeno, corticoides o el
paradiclorobenceno.








Catarata por radiación

Puede producirse como consecuencia de una exposición duradera a una explosión de radiación ultravioleta, infrarrojos o ionizantes.









Cataratas secundarias

Transcurridos algunos meses, o incluso años, tras el tratamiento quirúrgico de la catarata, se podría llegar a opacificar la cápsula posterior del cristalino, y por tanto, producir una reducción de la visión tanto lejana como cercana. Es lo que denominamos catarata secundaria. Se produce, por tanto, por una migración de las células epiteliales del cristalino o cápsula anterior hacia la cápsula posterior.

Tratamiento de las cataratas

La única forma de eliminar las cataratas y recuperar la visión es mediante una intervención quirúrgica. Hoy en día la operación de cataratas permite recuperar la visión normal e incluso mejor que la se había tenido en mucho tiempo:


  • Se realiza con anestesia local, bien con gotas anestésicas o bien con una inyección periocular.
  • La intervención de cataratas es un procedimiento ambulatorio que no requiere ingreso hospitalario.
  • El uso de los modernos láseres para la cirugía de la catarata con láser hace que la operación sea más cómoda y precisa para el paciente. Oftalvist fue pionero en incorporar una tecnología láser en todos sus centros en nuestro país en 2012.
  • Existen diferentes tipos de lentes intraoculares que se pueden implantar tras extraer el cristalino opacificado: o bien para corregir solo la visión de lejos (lente intraocular monofocal), la visión de lejos y cerca (lente intraocular multifocal) e incluso el astigmatismo elevado (lente intraocular tórica).
  • Cuanto más madura es la catarata más dificultad tiene la cirugía y mayor es el riesgo de complicaciones. Por eso, de forma general, el momento más adecuado para la operación de cataratas sería cuando el paciente empieza a notar dificultades para su vida cotidiana.
  • + 25

    años

  • + 40

    clínicas

  • + 70

    especialistas

  • + 28.000

    cirugías anuales

  • + 250.000

    consultas al año

Cataratas y Presbicia

Se podría considerar que la presbicia o vista cansada es la fase inicial de la catarata. A partir de los 40-45 años, como consecuencia del envejecimiento de la lente transparente que tenemos dentro del ojo, ésta pierde su capacidad de acomodación o capacidad de enfocar objetos a diferentes distancias, por tanto, pierde flexibilidad y esto conlleva a la pérdida de nitidez de la visión cercana.

Esta pérdida de visión con los años avanza y continúa su evolución y es a partir de los 65 años cuando la opacificación del cristalino es más evidente. Por tanto, la vista cansada es la condición visual previa a la formación de las cataratas. De esta forma si un paciente se sometiera a una operación de presbicia se corregiría de forma simultánea el incipiente desarrollo de unas cataratas.

Preguntas frecuentes

¿La catarata puede volver a salir tras la cirugía?

No, aunque con el tiempo se puede opacificar el saco o cápsula que se deja en la cirugía para sostener la lente y la sensación del paciente es de una visión borrosa similar a la que tenía con la catarata, pero NO es otra catarata. La solución es muy sencilla, con láser, sin pasar por el quirófano y con una recuperación inmediata de la agudeza visual. Este problema no puede volver a ocurrir una segunda vez.

Sí, la técnica láser de femtosegundo hoy en día ha supuesto la revolución en el procedimiento quirúrgico de la catarata ya que permite una cirugía más segura, precisa y de rápido postoperatorio.

Sí, son las siguientes:

  • Tonometría.
  • Agudeza visual y graduación de la vista.
  • Diagnóstico del segmento anterior y posterior del ojo.
  • Contaje endotelial (ambos ojos).
  • OCT de mácula (ambos ojos).
  • Estudio ocular pormenorizado (topografía corneal, aberrometría, paquimetría corneal y biometría láser.

Salvo alguna necesidad poco frecuente (como pacientes de alto riesgo, con Síndrome de Down, etc.), operamos primero un ojo y a la semana el otro cuando hemos comprobado que no hay ni inflamación ni infección y que los parámetros que hemos calculado son correctos.

Transcurridas las 48 horas.

La mayoría de las actividades cotidianas se pueden realizar enseguida, aunque no se deben coger grandes pesos los primeros días.

Fundamentalmente cumplir el tratamiento de gotas que nos prescriba nuestro oftalmólogo y acudir a la consulta si notamos dolor, pérdida de visión brusca o cualquier otro síntoma que no notábamos antes de la última revisión.

Tras comprobar en las primeras revisiones que el postoperatorio es normal, se puede viajar en cualquier medio de transporte.

En el postoperatorio inmediato se puede tener alguna molestia leve que normalmente no precisa analgésicos.

La lente intraocular está fabricada con un material biocompatible cuyo tiempo de degradación es muy superior al de cualquier tejido vivo, por lo que dura toda la vida.

Durante mucho tiempo, la cirugía de catarata tradicional consistía en reemplazar el cristalino afectado sin tener en cuenta la refracción del paciente. Por ese motivo los pacientes debían utilizar siempre gafas después de la cirugía para lejos, cerca o ambos. Actualmente y gracias a la introducción de las Lentes Premium, lentes intraoculares multifocales diseñadas para conseguir eliminar la dependencia de gafas, podemos conseguir una visión correcta a todas las distancias permitiendo una buena visión de lejos, a distancia intermedia y de cerca, según las necesidades y exigencias visuales de cada paciente. La calidad de la visión tras una cirugía de catarata o vista cansada con implante de LIO, viene determinada por las características de la lente seleccionada.

¿Te gustaría empezar a vivir sin gafas?

  • Descubre todas las novedades en nuestros tratamientos.
  • Consulta nuestras condiciones y facilidades de financiación.


Infórmate
¿Te gustaría empezar a <strong>vivir sin gafas</strong>?

Sigue con...

Suscríbete a la Newsletter

Suscríbete a la Newsletter

¿Quieres conocer lo último en las técnicas más avanzadas y consejos para el cuidado de tus ojos?